Estados Unidos pone fin a Internet tal cual lo conocemos

En la tarde del viernes saltó la noticia de que el Congreso estadounidense aprobó el proyecto “Restauración del orden de la libertad en Internet”.

A pesar del irónico título de la ley que se aprobó en Estados Unidos, Internet en ese país va a dejar de existir tal cual lo conocemos en el resto del mundo. Ya que el plan aprobado en el Congreso de los Estados Unidos con tres votos a favor y dos en contra, como estaba previsto, va a censurar la red en ese país, tal y como sucede en países como China o Corea del Norte.

Este es un plan que concluye con la neutralidad de la ley, y le da más poder a las compañías de telecomunicaciones, reduciendo así el poder de las páginas web y sobretodo haciendo dependientes de las compañías de telecomunicaciones a los clientes. Ya que la ley aprobada ayer acota la libertad de los estadounidenses en Internet, dando todo el poder a las grandes corporaciones para fijar los límites de Internet.

La propuesta de ley de “restauración del orden de la libertad en Internet” la presentó a votación, Ajit Pai presidente de la Comisión Federal de las Comunicaciones de Estados Unidos (FCC por sus siglas en inglés)

Seguramente haya personas que se están preguntando que supone esta aprobación y por qué este revuelo. Irónicamente la ley de “restauración del orden en Internet” supone que se pierde la neutralidad en Internet. Este principio de neutralidad establece que todo el tráfico que existe en Internet es tratado por igual, es decir, el acceso a la información en Internet es libre para todos los internautas.

Ahora bien, según la ley aprobada ayer, esta neutralidad desaparece, y son las grandes compañías telefónicas las que establecen qué páginas se van a poder visitar y en qué condiciones. En el caso de Estados Unidos, ahora el poder de acceso a Internet lo tienen las grandes corporaciones como AT&T, Verizon o Comcast, entre otras. Estas compañías van a poder bloquear páginas web, reducir la velocidad de conexión de sus clientes o bien ofrecerles diferentes tarifas en función de las páginas que deseen visitar.

La ley “restauración del orden de la libertad en Internet”, lo que supone es que habrá muchas tarifas para muchos clientes, ya que las compañías telefónicas podrán ofrecer diferentes tarifas. Por ejemplo, podrán ofrecer una tarifa que simplemente sirva para que sus clientes vean sus redes sociales y el correo electrónico y si quieren visitar alguna página web más, paguen más por esos servicios. O bien podrán decidir que páginas web pueden cargar más rápidamente que otras en función del contenido. Ya que los proveedores de Internet podrán bloquear páginas web, reducir la velocidad de conexión o bien obligar a pagar a los clientes en base a las páginas que visiten. Pero al mismo tiempo, los internautas, también van a tener que pagar la suscripción a servicios de streaming o los medios de comunicación a los que estén suscritos.

Por lo tanto la ley de “restauración del orden de la libertad de Internet” simplemente ha servido para quitarle poder al consumidor, puesto que acaba con la neutralidad de la red, y también consigue que la administración Trump, derogue la ley que en 2015 aprobó Barack Obama, en la cual se habían aprobado estas protecciones de acceso universal a la información a los internautas de ese país. La única buena noticia para los estadounidenses es que esta ley se puede revocar en el futuro.

A pesar de protestas de movimientos como Battle for the Net, en el cual se encuentran asociaciones sin ánimo de lucro y grandes compañías informáticas como, Apple, Amazon, BitTorrent, Change.org, Facebook, Kickstarter, Microsoft, Mozilla, Netflix, Reddit, Snatchap, Spotify, Twitter o Vimeo, entre otras, la administración Trump ha continuado su plan para acabar con la libertad en Internet. Algo que no es de extrañar cuando su presidente Donald Trump, se ha mostrado en contra de esta libertad universal de expresión que ofrece Internet, a pesar de que él mismo utiliza a diario Twitter para expresar sus opiniones.

En Europa debemos estar tranquilos, ya que la Unión Europea de momento va a mantener la libertad de Internet tal cual lo conocemos. Pero esta decisión tomada en Estados Unidos, va a hacer que las grandes compañías de telecomunicaciones europeas, como Movistar, Orange, BT, Vodafone, Deutsche Telekom…, intenten que la UE siga los pasos de Estados Unidos, ya que aumentarán sus beneficios.

La normativa europea cuenta con una serie de directrices en las cuales el Organismo de Reguladores Europeos de Comunicaciones Electrónicas (BEREC) favorecen la libertad de expresión y de la neutralidad de la red, permitiendo a los internautas “acceder y distribuir libremente la información y el contenido, ejecutar aplicaciones y utilizar los servicios que elijan”. Aunque la neutralidad de la red en Europa parece de momento asegurada, los portavoces de la plataforma Battle for the net, aseguran que los europeos deberíamos empezar a “organizar grupos para exigir fuertes protecciones contra la neutralidad de la red. Cuantas más leyes hayan en los libros a nivel mundial, más difícil será para un país negar a los usuarios de Internet el derecho a navegar por la red de una manera libre y abierta”.

(Visited 40 times, 1 visits today)

Artículos relacionados

Ignacio Arias
Periodista | + posts




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *