Concluye la misión Cassini en Saturno

A las 14:00 hora española, la sonda Cassini se estrellará contra el planeta Saturno, dando por concluida la investigación de este planeta

Corría el año 1997 cuando las agencias espaciales de Estados Unidos (NASA) Unión Europea (ESA) en colaboración con la Agencia Espacial Italiana, lanzaron conjuntamente la sonda espacial Cassini-Huygens, con dirección a Saturno. La sonda llegó al segundo planeta más grande del sistema solar en el año 2004, para comenzar una investigación que nos ofrecieran más datos sobre el planeta de los anillos y sus satélites.

La misión Cassini-Huygens, estaba compuesta por dos partes, por un lado iba la sonda Cassini que ha estado investigando Saturno hasta el día de hoy, mientras que el aterrizado Huygens se separó de Cassini, cuando ambos sobrevolaron por primera vez la luna de Saturno, Titán, para posarse sobre su superficie.

Por su parte la sonda Cassini, estaba prevista que estuviera funcionando hasta el año 2008, durante esos cuatro años iniciales, iba a estudiar todo el sistema del planeta de los anillos. Pero una vez llegado el año 2008, a Cassini se le han dado dos extensiones más en su funcionamiento, justamente hasta el día de hoy, que irremediablemente llegará a su fin. Ya que en la actualidad no tiene más combustible y debe estrellarse contra Saturno, para evitar futuras contaminaciones en las lunas de Saturno, que pueden ofrecer como se originó la vida en nuestro sistema solar.

Al no disponer Cassini de más combustible la misión debe concluir, pero mientras Cassini se introduce definitivamente en Saturno, la sonda seguirá enviando más datos a la Tierra, lo que los científicos esperan es poder obtener in situ datos valiosos sobre la atmósfera de uno de los gigantes gaseosos del sistema solar. Una vez que ya se había decidido el fin de Cassini, la sonda se ha estado adentrando, desde el mes de abril, entre Saturno y los anillos más internos del planeta, para obtener más información sobre ellos.

Si Cassini en lugar de estrellarse contra Saturno, lo hiciera contra una de sus lunas, donde se puede encontrar vida, la colisión podría correr el riesgo de contaminar esas lunas con microbios de la Tierra, y el desenlace podría ser bien distinto, para otras posibles investigaciones científicas.

La NASA tiene previsto comenzar la maniobra final de Cassini a las 11:55 hora loca española, los científicos del Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) de la NASA, monitorearán el descenso y recogerán los últimos datos de la sonda en tiempo real, durante los dos o el último minuto previo, antes de que la fricción del planeta con los elementos de Cassini más el calor de Saturno, provoquen la destrucción de la sonda.

Earl Maize, director del programa de Cassini, durante una de las últimas conferencias de prensa, que se van a ofrecer de la misión, declaró que “estaremos entristecidos, no hay duda al respecto, ante la pérdida de una máquina tan increíble. Pero creo que todos nosotros tenemos un gran sentido de orgullo, nos pusimos a hacer algo en Saturno, lo hicimos y lo hicimos muy bien”.

En la actualidad el funcionamiento de Cassini, era que iba recogiendo datos tanto de Saturno como de sus lunas, y los iba almacenando en un disco duro hasta que éste estaba lleno y entonces mandaba toda esa información a la Tierra, vaciando de este modo el disco duro y continuando con la investigación. Pero como ahora no va a ser posible, desde la Tierra se va a configurar a Cassini, para que mande toda la información en tiempo real, hasta que se pierda el contacto con ella.

La sonda Cassini les costó a las Agencias Espaciales participantes en el proyecto un total de 3.260 millones de dólares. Este dinero ha servido para descubrir el ciclo hidrológico de Titán y agua bajo Encélado.

El ciclo hidrológico de Titán es similar al de la Tierra, mientras que en el interior de Encélado se encuentra un océano de agua líquida. Estas son las dos mayores aportaciones de Cassini en el tiempo que ha estado sobrevolando Saturno y sus lunas, es éste el motivo por el que Cassini no podía terminar estrellándose contra estas lunas, evitando una contaminación terrestre en ellas. Pero también ha obtenido numerosas revelaciones que han permito extender la comprensión del ser humano sobre aquellos planetas que pueden albergar vida.

Titán es la luna más grande de Saturno pero también de todo el Sistema Solar, y en ella se han descubierto lagos y mares de metano líquido y etano, desabastecidos por lluvias de nubes de hidrocarburos. Antes de que Cassini llegara hasta Titán había dudas de que más allá de Marte, en el helado sistema solar exterior, pudiera haber esta mezcla de ingredientes en estado líquido.

Gracias a Cassini también conocemos que Titán, es uno de los mundos más parecidos a la Tierra que existen, con meteorología, clima y geología que abren nuevas posibilidades a la hora de entender la Tierra, ya que tiene un ciclo “hidrológico” que implica metano en lugar de agua, con paisajes inquietantemente similares a los de la Tierra. Y lo que es más importante se cree que la atmósfera de Titán es similar a la de nuestro planeta antes de que la vida se desarrollará.

Por otra parte en Encélado, gracias a Cassini, conocemos que hay chorros tipo géiser que arrojan vapor de agua y partículas de hielo, lo que proporcionaba evidencia de un océano subterráneo, quizá de agua y amoniaco, debajo de la corteza helada de esta luna. Con un océano global, una química única y claro interno, Encélado se ha convertido en el cuerpo celeste más prometedor en la búsqueda de vida en otros mundos.

Para concluir, Cassini ha mostrado que los anillos de Saturno, muestran una breve misión del pasado del Sistema Solar en Saturno. Los anillos de este planeta, son un laboratorio natural para los procesos que forman los planetas, un mini Sistema Solar, por así decirlo, en el que se han podido apreciar características de “hélice” que obedecen los mismos procesos físicos que forman los planetas.

(Visited 57 times, 1 visits today)

Artículos relacionados

Ignacio Arias
Periodista | + posts




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *